CUANTO NOS CUESTA QUE EL CEREBRO ARRANQUE

by admin, November 26, 2018

 

 

Vivir en automático es uno de los resultados que trae el desenfreno de la vida actual, no hay pausa, debemos estar alerta incluso cuando estamos dormidos, por si nos entra un mensaje o nos llama alguien, cualquiera sea la hora y el lugar donde estamos, debemos responder o al menos saber de qué se trata. Se ha generado un síndrome de inquietud y se refleja porque nos llegan mensajes que nos disparan muchos miedos o por el contrario la ausencia de mensajes nos genera ansiedad, revisamos sistemáticamente el teléfono para ver si algo ha cambiado, revisamos las redes para saber que pasa y nos colocamos en un estado de abstracción que no nos permite más que reaccionar a los que nos llega a través del teléfono.

Esto hace que vivamos en automático, si bien es cierto el sistema de operación de nuestro cuerpo una vez que aprende una manera de realizar una acción la asimila y deja que opere en automático como por ejemplo el respirar, o el funcionamiento de nuestro sistema circulatorio, o el digestivo, así como también montar en bicicleta, manejar auto, maquillarnos, afeitarnos y muchas actividades de nuestro trabajo cotidiano se ejecutan de manera autómata sin que haya un proceso mental de producir una idea, llegar a deducciones, responder a estímulos cognitivos, simplemente los hacemos sin que nuestro cerebro arranque.

 

 

Cuando digo que al cerebro le cuesta arrancar no quiere decir que estemos en muerte cerebral sino que no generamos nada más que acciones automáticas y esto sucede principalmente por dos razones, la primera es que nos acostumbramos a no tener que pensar sino solo dejarnos llevar por nuestro entorno y segundo se debe a la velocidad de la vida actual que nos pasamos el tiempo reaccionando sin tomar control de lo que nos sucede, en parte y como lo mencione arriba porque nos hemos vuelto obsesivos con la información para acumularla y repetirla de acuerdo con el sistema de aprendizaje que hasta hace algunos años era el valido; – Aprende a repetir bien lo que te digo y serás inteligente -. Mentira grande solo somos como loros que imitan muy bien el sonido que han aprendido.

Arrancar nuestro cerebro implica pensar en los acontecimientos, producir hipótesis, sacar conclusiones utilizar distintas herramientas de pensamiento y aplicar para aprender de ello. Es hacer el ejercicio consciente que nuestro cerebro arranque y pueda preguntarse y sorprenderse, hacer análisis y concluir sobre lo que nos hemos puesto a pensar, integrar conocimientos y poner variables que nos llevan a tomar posiciones frente a lo que nos sucede y dejar de pasar en automático.

 

 

Pero como podemos hacerlo, es traer nuestros pensamientos al estado consciente, identificar lo que ello significa establecer un criterio y generar una idea o pensamiento en el cual estemos aplicando una manera distinta o creativa de hacer las cosas. Si estoy revisando una información que me ha llegado, se aplica desde identificar que quiero hacer con ella, saber que tanto me interesa, que es su valor y su implicación para mí, verificar si la información es correcta y emitir un juicio desde mi conciencia para actuar de manera consciente haciendo que nuestro cerebro sea el que arranque a responder por toda la información que me llega.

Si así lo hacemos en nuestra cotidianeidad pondremos a nuestro cerebro a trabajar más y como todo en la vida, lo que se ejercita se mejora, nuestra capacidad de pensar aumentara en efectividad.

 

CARLOS ARTURO GAITAN ISAZA

No Comments


Leave a Reply

Your email address will not be published Required fields are marked *

You may use these HTML tags and attributes: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <s> <strike> <strong>

*